Aprobaron proyecto solicitando el cese del estacionamiento alrededor de plaza Pringles

En una sesión breve y con apenas el quórum legal, el Concejo Deliberante trató dos proyectos referidos a las últimas polémicas que ha enfrentado la Municipalidad de San Luis: el estacionamiento medido alrededor de plaza Pringles y la muerte de Julián Jesús Escudero, un empleado de SerBa que falleció cumpliendo sus tareas.

Respecto al primer tema, se aprobó un proyecto de comunicación, donde se transmite la preocupación del Concejo por el incumplimiento de la ordenanza vigente V-0371-2015 (Nº 3144-HCD-2008). Esta ordenanza es la que prohibe el estacionamiento alrededor de la plaza y que la Municipalidad está ignorando. En su segundo artículo, se le solicita al “Poder Ejecutivo Municipal el cese del incumplimiento y que, en caso de creer conveniente y necesaria la modificación de la ordenanza mencionada en el artículo anterior, se sigan las vías institucionales correspondientes”.

“El proyecto lo que expresa es, en primer lugar, la preocupación de este cuerpo por la intromisión de un poder en las facultades del otro y la violación de las ordenanzas vigentes; en segundo lugar el cese de la violación de una ordenanza y en tercer lugar que todo aquello que sea crea necesario o que el Ejecutivo piense que va a ser mejor, que se evalúe y que se sigan los pasos institucionales que corresponden para hacerlo”, argumento el concejal Guillermo Araujo, de Avanzar y Cambiemos, con respecto a este proyecto que se aprobó por unanimidad, aunque hubo una abstención de la concejal poncista María José Domínguez.

Con respecto a la muerte del empleado de SerBa, se trató un proyecto de pedido de informe, el cual pasó a la comisión de Interbloque. En sus considerandos, el proyecto destaca “que es necesario esclarecer los hechos que llevaron a la muerte al operario; que no se conoce la serie de eventos que llevaron a este suceso drástico” y también “que se debe saber si este hecho se pudo evitar, y de ser así, por qué no se hizo nada al respecto”.

El proyecto establece además un plazo de 24 horas para que el Poder Ejecutivo informe las siguientes cuestiones: A) Tarea que realizaba el operario al momento del hecho y el porqué de la misma. B) Funciones que cumplía habitualmente el empleado en la Dirección. C) Persona responsable de manera directa del empleado fallecido. D) Cantidad de operarios que estaban con el difunto al momento del hecho. E) Elementos de seguridad con los que contaba el operario para realizar sus tareas.

El proyecto pasó a la comisión interbloque, por lo que hay que esperar un despacho de la misma para que sea tratado en el recinto.

Otro proyecto que se trató fue uno de Federico Cacace, de San Luis Somos Todos, el cual establece la creación de un registro audiovisual de las sesiones, para que ya no exista la necesidad de transcribir cada una de ellas a papel. Este proyecto fue aprobado por unanimidad.

Categorías: Noticias